simplifica_biz.png

⁄  blog

Cómo trabajar de manera inteligente y evitar la fatiga o burnout.

Burnout o el síndrome de cansancio crónico o fatiga, son palabras que están muy de moda en los trabajos, pues se ha convertido en un padecimiento catalogado por la Organización Mundial de la Salud.



¿Qué es el burnout?


Todos hemos tenido días muy pesados en el trabajo donde terminamos muertos de cansancio; sin embargo, cuando hablamos de burnout o fatiga crónica, nos referimos a algo más serio.


La Organización Mundial de la Salud lo define como: estrés crónico en el entorno laboral; lo que puede ocasionar:


  • Bajas de energía y cansancio extremo

  • Aumenta la distancia mental del trabajo y provoca falta de motivación

  • Bajo rendimiento laboral


Para recibir un diagnóstico oficial, uno debe buscar la ayuda de un experto de la salud, pero en general el burnout se manifiesta cuando aparecen los tres síntomas mencionados al mismo tiempo. Llegar a este punto puede tener un impacto negativo en la productividad, salud e incluso en el estado de bienestar de una persona.


¿Trabajar duro o llegar al límite?


Vivimos en un mundo que se mueve a grandes velocidades, donde las demandas son cada

vez mayores y el tempo se nos agota. A veces es difícil darnos cuenta si estamos trabajando duro o llevándonos al límite.


Definitivamente la línea que hace la diferencia es muy delgada. Todo se resume en como

enfrentamos las adversidades, cómo reaccionamos frente a situaciones estresantes.

Cada persona tiene una forma distinta de asimilar las cosas, hay quienes prefieren trabajar de corrido por las noche y hay quienes optan por descansar y levantarse temprano para hacerlo.


La clave es irnos conociendo para saber cuándo necesitamos darnos un descanso.

Puede ser que te sientas identificado con este padecimiento, en caso de ser así, lo mejor es

que atiendas la situación con un experto, para que te de guía del proceso necesario para liberarte de ese malestar.


Prevenir el burnout o el síndrome de fatiga crónico


Lo mejor para evitar el burnout es ser muy sinceros con nosotros mismos y mantenernos

alertas de las situaciones y reacciones que pueden llevarnos a desarrollar fatiga crónica.

Algunas señales que puedes prevenir o enmendar antes de que se hagan más pesadas son:


  • Falta de expectativas claras

  • Carga pesada de trabajo

  • Malabarear demasiadas prioridades

  • Mal manejo del tiempo

  • Desbalance entre vida y trabajo


Si alguno de estos puntos te suena familiar, es buena idea que te detengas a analizar si podría ser un síntoma de burnout.


Evita la fatiga con un software de gestión.

Prueba monday.com gratis



Entonces ¿cuál es la solución?


Trabaja de manera más inteligente, no más duro. Se tiene la creencia general que si no estás trabajando muy duro no estás siendo productivo. Esto es una mentira. La verdad es que cuando nos mantenemos trabajando en horas extras, probablemente no estemos llegando a donde queremos, lo que nos dejará al final frustrados y fatigados.


Para obtener los resultados que deseas y esquivar cualquier síntoma de fatiga laboral

crónica, puedes encontrar una herramienta de gestión para tu equipo. Les cambiará la vida.


Utilizar monday.com ayuda a las personas para trabajar de manera más ordenada y colaborativa, de forma que puedan ser más productivos y sentirse más felices en el trabajo.


Algunas de las funciones que monday.com tiene para ayudarte a ahorrar tiempo y organizar

mejor tus proyectos son:


Visualiza tu carga de trabajo

Usa un tablero para ver de forma amigable la cantidad de trabajo o pendientes que tienes. Tener orden y conocer las fechas e involucrados te ayudará a saber qué debes trabajar.


Concéntrate en lo que importa

A nadie le gustan las tareas repetitivas que parecen una pérdida de tiempo. La buena noticia es que puedes automatizar funciones para que monday.com se encargue de todos los recordatorios y otras acciones, para que tú puedas concentrarte en lo que importa.


Establece prioridades

Seamos realistas, actualmente casi todo es prioritario o urge, y es por eso que sentimos la necesidad de hacer muchas cosas al mismo tiempo, lo que puede cansarnos o provocarnos ansiedad o estrés. Sabemos que este método no funciona, pero hay muchas personas que siguen utilizándolo. Cuando todo es importante, nada lo es, pues no podemos enfocarnos en una sola meta o actividad.


Es importante definir cuáles son las acciones inmediatas y más urgentes que deben realizarse.


Siempre encuentra el tiempo para cuidarte y apapacharte

Cuidar de nosotros mismos es una prioridad que debería ser inamovible, pero rara vez es parte de nuestra lista, pues no tenemos tiempo. Saltándonos el tiempo dedicado para nosotros, estamos garantizando llegar a un nivel de estrés alto e incluso a desarrollar fatiga crónica o burnout.


Es importante que nos detengamos frente a cada actividad y que relajemos la mente tomando conciencia de nuestro entorno, pero sobretodo, de cómo nos sentimos.


Toma unos momentos al día para respirar y despejar la mente, notarás la diferencia. Este

ejercicio puede ayudar a incrementar el rendimiento y disminuir niveles de estrés y cansancio.


En general el burnout puede ser in indicativo de que los procesos de trabajo no están siendo eficientes o que hace falta más personal, es el resultado de alguna práctica laboral que puede ser mejorada. Platica con tu equipo de trabajo y monitorea cómo se sienten regularmente con sus funciones.


La comunicación es clave para evitar llegar a desarrollar estos padecimientos.

Promueve las buenas prácticas en el equipo, reconozcan sus logros y disfruten trabajar de

manera relajada y consciente.






Fuente: monday.com

17 vistas

¡Suscríbete a nuestro blog!